Seleccionar página

Arrecia política antisindical en Corpbanca

Se ha vuelto norma que cada vez que el banco cambia de dueño, el primer impacto de la nueva etapa, es el de realizar despidos en forma generalizada. Así sucedió cuando el Banco Comercial Antioqueño se fusionó con el antiguo Banco Santander Azul, que dio lugar a la aparición de BANCOQUIA. Con el tiempo pasó a manos del capital español, como Banco Santander Colombia y para no dejar dudas, su imagen institucional era un rinoceronte, animal sinónimo de fuerza con gran capacidad de destrucción y que dejó a su paso por nuestro país, miles de damnificados entre trabajadores y usuarios y el desmonte de los intereses que los bancos pagaban por los depósitos en cuentas de ahorro. Los españoles del Santander, como en los tiempos de la conquista, dejaron huella de saqueo y maltrato hacia los colombianos.

Fue la política antisindical y represiva, desarrollada por la dirección de este banco, lo que dio origen a la aparición de un sinnúmero de organizaciones sindicales, que han servido solo para dividir y dispersar la fuerza de los trabajadores.

Llega CORPBANCA de origen chileno y su presidente Alvaro Saieh de origen colombiano, agrava la situación de los trabajadores por la política decididamente antisindical, donde se vuelve delito salir a permiso sindical, acorralándolos y menospreciándolos y se impone una política comercial deshumanizada, disfrazada de incentivos a los que paulatinamente los trabajadores dejaron de acceder, por los cambios abruptos de las condiciones impuestas por la misma administración, imponiéndose una nueva forma de esclavismo.

Llega ITAÚ el primer banco de Brasil y algunos trabajadores llegaron a pensar que esto representaría una especie de bonanza, por aquello de que este banco tiene fama de ser respetuoso de la actividad sindical y de compartir con sus trabajadores un pequeño porcentaje de sus utilidades. Además, porque en Brasil tiene firmado con su sindicato un acuerdo marco sectorial, que incluso estuvimos gestionando para que se extendiera a los trabajadores colombianos. Hoy no se han cambiado los avisos y ya se cuenta por centenares la cantidad de despidos que en la jerga moderna los empleadores llaman “acuerdos voluntarios”, cuando en realidad son despidos masivos disfrazados.

El jueves 16 de marzo del año en curso, el banco notificó a aproximadamente 60 trabajadores del despido, colocando sobre la mesa dos cartas: una informando la cancelación del contrato y otra una supuesta renuncia voluntaria. En el primer caso el trabajador recibiría la indemnización convencional y en el segundo la indemnización más un porcentaje adicional, lo que en el fondo corresponde al pago que se hace para no dejar huella que pueda ser utilizada a la hora de denunciar los despidos masivos.

Llámenlo como lo quieran llamar, lo cierto es que esos trabajadores que salieron del Banco en contra de su voluntad, hoy engrosan la ya escandalosa estadística de colombianos desempleados y quienes aún conservan su empleo se encuentran sumidos en el pánico.

ITAÚ como banco que pone las condiciones a la economía de Brasil, presenta hoy serios problemas, que seguramente pretenderá enjugar con el sacrificio de los trabajadores colombianos. Por tanto, denunciamos la política antisindical y los despidos masivos en CORPBANCA-ITAÚ, llamamos a los trabajadores y a los sindicatos verdaderamente representativos a hacer un frente común para ponerle freno a todos estos desmanes y para reivindicar la dignidad y los derechos de los trabajadores de CORPBANCA y dejar en claro, como una forma de recibir a ITAÚ y a la nueva administración que si pretenden violentar nuestros derechos estaremos en estado de alerta para hacer frente a todas y cada una de sus acciones.

El Bancario_Banco Itau ingresa a Colombia pisando fuerte_21_marzo_2017_001Descargar boletín en PDF , AQUÍ

Por Junta Nacional ACEB

Share This